lunes, 8 de agosto de 2011

BAILA BAILA BAILARINA



Que a todos los niños les gusta bailar es algo que cualquiera de nosotros podemos comprobar, se nace con el sentido del ritmo y en cuanto somos capaces de sujetar nuestra cabecita nos movemos al ritmo de la música cuando esta llega a nuestros oídos... luego ya se van sumando factores externos que intensifican nuestro amor por el baile, para Rebekka los mayores incentivos son el atuendo para el baile y los complementos que éste requiera, entiéndase: un vestido largo y que vuele mucho, pulseras, collares, cintas, zapatos.... si todos esos artilugios acompañan al baile mas le gustará. Podéis imaginar lo que disfruta taconeando y palmeando al compás flamenco o las vueltas de una bailarina con tutú...viendo su fascinación por las bailarinas que dan vueltas y saltan por el aire me acordé de un tutú que mi madre le hizo a mi hermana en su primero y único curso de danza (tras ese año descubrió que ni lo del bailar ni lo de vestirse y exibirse en público era lo suyo). Y cuando lo vio se enamoró de él, le queda grande porque mi hermana tenía ya seis años por entonces pero eso a ella no le importa mucho, solo quería bailar, dar vueltas y saltar....
En cuanto volvamos a Sevilla iremos a ver un verdadero espectáculo de danza clásica, estoy segura de que no la dejará indiferente!!!!
Baila, baila, baila, bailarina
él siempre espiando tras de una cortina

Baila, baila, baila, baila, baila
baila, baila, baila, bailarinaaa.

3 comentarios:

Candela dijo...

Pero mirala que guapa que esta!! Y esa reverencia final, con sus pies en perfecta posicion... ¡pa comersela!

Virgínia Jorquera dijo...

¿¿a que se ve a simple vista el arte que corre por sus venas?? ;-)

Juliet dijo...

Que monaaaa!:)
esta para comersela, super graciosa!!
UN BESAZO!